Tuesday, July 22, 2014

Reseña: Historia sobre un corazón roto... y tal vez un par de colmillos

Historia sobre un corazón roto… y tal vez un par de colmillos
Hola lectores!
El libro de hoy es uno de los primeros que leí oficialmente, cuando opté por explorar tomos diferentes a los clásicos de aventura que acostumbraba a comprar.
El título es largo, así que lo resumiré a la mitad de sus iniciales: ''HSUCR''; esta novela fue escrita por la mexicana Mónica B. Brozon, y fue publicada en 2003, con 232 páginas.

ARGUMENTO
Portada original
Sebastián es el menor de sus hermanos; tuvo una niñez feliz junto a su compañero de travesuras, Angelito, quien prontamente se mudó, y dejó al joven deseando otro buen amigo.
En secundaria, Sebastián se hizo de un fiel amigo, Pedro, y junto a él se metió en problemas constantemente, mientras ambos soñaban con el verdadero amor.
Sebastian de pequeño había tenido algo parecido a una novia, aunque era tan joven que llamarle de aquella manera sería exagerar, y luego de la breve ilusión con Carolina, su vecina mucho mayor, finalmente conoció a Nadia, una linda chica de ojos verdes que vivía en su vecindario.
Sebastián inmendiatamente tomó interés, y pronto hizo su mayor objetivo el formalizar su relación con la joven, mas su actitud es extraña y algo en ella parece ser inusual; Pedro asegura que Nadia es una vampiro, y Sebastián se dedicará a comprobarlo.
MI OPINIÓN
Lei ''HSUCR'' cuando era muy pequeña, no recuerdo qué edad exactamente, aunque sé que apenas iniciaba como lectora. Los libros de Julio Verne fueron mi inicio, y mi primer intento de explorar nuevos territorios fue marcado por esta novela.

Caminaba por el supermercado junto a mi mamá, cuando vi el título inquietantemente largo de este libro, de inmediato quedé interesada; tal vez la sugerencia de algo oculto, ''colmillos'', me llamó la atención, sólo recuerdo que al verlo, era aquel libro y ningún otro el que quería.
Podría decirse que es una comedia romántica, aunque la relación entre Sebastián y Nadia es difícil; aquí les va por qué:
Para empezar, la chica es mencionada por primera vez cuando ya hemos leído al menos un tercio del libro. Pensar que tan entrada la historia, un nuevo personaje sería poco relevante, resulta que no fue así; Nadia se convirtió básicamente en la sola preocupación del protagonista, y a pesar de todo, sus apariciones eran breves y misteriosas, fuimos enterados sobre la chica poco a poco, gracias al recuento y la impresión de Sebastián.
Me parece que la autora aró la tierra para una novela de mayor longitud, y acabó por escribir doscientas páginas de drama adolescente, con una genial narración, no obstante. Digo esto ya que de Sebastián nos nutren de información, relatando cómo el chico llegó por pura casualidad al mundo, y cómo fue toda su infancia hasta llegar a la edad de doce años, cuando la verdadera historia inicia. Entonces nos introducen a la chica de ojos verdes, Nadia, y empieza la obsesión del chico. Fue como si el largo inicio iba a equilibrarse con un desarrollo igualmente extenso, más todo se apresuró  a un cuestionable final.
Esta novela nos cuenta de una manera ingeniosa la vida de un chico travieso; al principio del relato, cuando nos hablan de la niñez de Sebastián, es claro que las palabras estaban siendo narradas cuando éste era más maduro, pues aquellos pensamientos y opiniones no podían ser de un niño de seis años.
La narración de Brozon es divertida e interesante; la manera que introduce el libro te hace pensar que nos contaría la mejor historia alguna vez escrita. No obstante, es otro relato de amor juvenil salpicado con algo de misterio vampírico. ''Juvenil'' oficialmente, yo diría que ''HSUCR'' le serviría más a niños de entre 10 y 12 años, pues a los mayores les parecerían infantiles los dilemas de Sebastián.
Me gusta cómo la autora narra la historia, aunque algo me dice que si ésta hubiera sido distinta, su libro hubiera tenido mucha más oportunidad de ser reconocido. No me malinterpreten, es un cuento divertido, chistoso, y que te entretiene, mas creo que el potencial de Brozon iría más allá de los tomos para niños y preadolescentes.
Lo mejor de esta historia son las situaciones cómicas, y vaya que de esas hay un montón! El título te haría pensar que es algo deprimente, y si bien Sebastián encaja entre los desafortunados, lo cierto es que sus líos y los de Pedro evocan carcajadas inesperadas.
El final es decepcionante para muchos, para mí también; el último capítulo hace un salto casual a diez años más tarde, y en dos breves páginas te explica todo lo que había sucedido con los conocidos de Sebastián en aquella década, sin embargo, la mayor pregunta quedó sin respuesta. 
Más que nada me pareció injusto, pues la autora nos hizo tragarnos la niñez y adolescencia de Sebastián, para luego decirnos en dos páginas lo que sería de él, y poco o nada de lo que sería de Nadia. Para hacer de esta historia algo más real y continuar con el misterio, el final que Brozon escogió fue ideal. El único problema es que la conclusión amerita una resolución, y lo que obtuvimos clasificaría como antónimo de esta; si la autora quería avanzar en el tiempo, le debía al lector una explicación más larga, pues da la impresión de decirdir de pronto concluír su libro apresuradamente en dos páginas. Aquél fue justo el tipo de final que, aunque inconcluso, elimina la posibilidad de una secuela. 
 Nos consuela el hecho de que fue una gran lectura de verano, cuyo horrible final no podría arruinar.
Diálogos ingeniosos, referencias a la cultura popular que nos obligan a sentirnos identificados, como si hubiéramos crecido junto a Sebastián; ilustraciones en blanco y negro para algo más de nostalgia, y los mismos dilemas que todo adolescente inevitablemente enfrenta, a excepción, claro, de la posibilidad de estar enamorado de una vampiro, hacen de un novela que define el libro para iniciar a leer, siendo comprensible, relativamente corto, y divertido al máximo.

Me parece que es difícil adquirir este libro por internet, pues pertenece a la editorial española, Alfaguara. No obstante, si viven en Latinoamérica se les faciliritará bastante la tarea de hacerse con una copia de este libro, pues cualquier librería seguro que lo tiene. A los interesados les recomiendo que no duden en conseguirlo, valdrá la pena.


No comments:

Post a Comment